Desarrollo y aprendizaje: el juego funcional en niños

El juego es una actividad fundamental en el desarrollo de los niños, ya que les permite explorar, aprender y divertirse al mismo tiempo. Según Jean Piaget, reconocido psicólogo del desarrollo, el juego funcional es uno de los tipos de juego que predomina en el estadio sensoriomotor, que abarca desde el nacimiento hasta los 2 años de edad.

Temario

¿Qué es el juego funcional?

El juego funcional, también conocido como juego de ejercicio, consiste en la repetición de ciertas acciones con el fin de obtener un resultado inmediato y placentero. Estas acciones pueden realizarse con objetos o sin ellos, y pueden involucrar el propio cuerpo del niño o interactuar con otras personas.

juego funcional - Cuándo aparece el juego funcional

El juego funcional evoluciona a medida que el niño adquiere nuevas capacidades. Durante el primer mes de vida, el bebé presenta reflejos involuntarios ante cualquier estímulo, pero con el tiempo estos reflejos se van volviendo más útiles. Entre el segundo y cuarto mes, el bebé comienza a realizar acciones de forma casual y obtiene resultados placenteros, lo que lo motiva a repetir esas acciones una y otra vez. En este momento, los adultos pueden presentar estímulos para captar la atención del niño.

Entre los 4 y los 8 meses de edad, aparece la reacción circular secundaria, en la cual el niño realiza acciones al azar sobre su entorno físico y/o social. Empieza a jugar con objetos, manipulándolos y explorándolos sensorialmente. A partir de los 8 meses, el niño muestra cierto grado de intencionalidad en sus acciones, buscando un objetivo determinado. Su interés por los objetos y sus posibilidades de desplazamiento aumenta, lo que le permite explorar el entorno de manera más eficiente. A los 12 meses, el juego funcional se caracteriza por un uso más instrumental de los objetos, y el niño es capaz de imitar acciones que no puede ver en su propio cuerpo. Finalmente, de los 18 a los 24 meses, los niños son capaces de representar mentalmente las acciones antes de realizarlas, y el juego de interacción social se vuelve más simbólico.

Beneficios del juego funcional

El juego funcional proporciona numerosos beneficios para el desarrollo de los niños. Al repetir acciones y obtener resultados placenteros, los niños aprenden sobre causa y efecto, desarrollan habilidades motoras y sensoriales, y adquieren una mayor comprensión del entorno que les rodea. Además, el juego funcional les permite explorar y experimentar con diferentes objetos y situaciones, fomentando su creatividad e imaginación.

El juego funcional también es una herramienta invaluable para los profesionales que trabajan con niños, ya que les permite obtener información sobre el desarrollo y las necesidades de los niños, así como detectar posibles dificultades. A través del juego, los profesionales pueden alcanzar objetivos educativos de manera más significativa y gratificante tanto para los niños como para ellos mismos.

El juego funcional y otras etapas del desarrollo

A medida que los niños crecen, el juego funcional va evolucionando hacia otros tipos de juego. A partir de los 2 años de edad, predomina el juego simbólico, en el cual los niños representan objetos y situaciones ausentes, adaptando la realidad según sus intereses y deseos. Este tipo de juego estimula su imaginación y creatividad.

En el estadio de las operaciones concretas, que abarca desde los 6/7 hasta los 11/12 años de edad, se desarrolla el juego de reglas. En este tipo de juego, los niños participan en actividades con actos prescritos y reglas establecidas. A medida que crecen, los niños aprenden a respetar y comprender las reglas del juego, fomentando así su capacidad de trabajo en equipo y su habilidad para resolver problemas.

Juegos funcionales para diferentes edades

Juegos de 0 a 6 meses de edad:

  • Juego de caras: imita diferentes gestos faciales para familiarizar al bebé con las emociones.
  • Juego de baile: toma al bebé en brazos y baila al ritmo de la música, estimulando su equilibrio.
  • Juego de volar: sostén al bebé por debajo de los brazos y hazlo volar como si fuera un avión, desarrollando su equilibrio.

Juegos de 6 a 12 meses de edad:

  • Juego de bloques: estimula la coordinación y creatividad del bebé al apilar y derribar bloques.
  • Juego de pelota: mejora la coordinación, motricidad gruesa y conciencia corporal al lanzar y atrapar una pelota.
  • Juego de burbujas: diviértete soplando burbujas y estimulando la motricidad y coordinación ojo-mano del bebé.

Juegos de 1 a 2 años:

  • Juego de canto: elige una canción infantil sencilla y canta junto con tu hijo, estimulando su lenguaje y memoria.
  • Juego de obstáculos: crea una carrera de obstáculos con cojines para que tu hijo desarrolle su coordinación y equilibrio.
  • Juego de escondida: esconde objetos familiares debajo de sábanas y deja que tu hijo los descubra tocándolos, estimulando su memoria y resolución de problemas.

Juegos de 3 a 4 años:

  • Juego de dramatización: fomenta la creatividad y el lenguaje del niño al representar diferentes personajes y situaciones.
  • Juego de roles: permite que el niño asuma diferentes roles, como ser el maestro o el doctor, desarrollando su imaginación y habilidades sociales.
  • Juego de construcción: utiliza bloques o materiales diversos para que el niño desarrolle su creatividad y habilidades motoras finas.

El juego funcional es una etapa importante en el desarrollo de los niños, ya que les permite explorar, aprender y divertirse al mismo tiempo. A medida que los niños crecen, el juego funcional evoluciona hacia otros tipos de juego, como el simbólico y el de reglas. Los juegos funcionales adecuados para cada edad pueden estimular el desarrollo cognitivo, motor y social de los niños, así como fomentar su creatividad y capacidad de resolución de problemas. Los profesionales que trabajan con niños reconocen la importancia del juego funcional como una herramienta valiosa para alcanzar objetivos educativos y comprender el desarrollo de los niños.

¡No te pierdas más diversión! Dirígete a la categoría de Juegos para encontrar más contenido como Desarrollo y aprendizaje: el juego funcional en niños.

Subir